Clásico: Mercedes C63 AMG Black Series

Cruelmente eclipsado por el plantel de nuestro Coche del Año 2007, el CLK 63 AMG Black Series de 6.2 litros y 507 CV es uno de los coches más excitantes que haya llevado el logotipo de Mercedes, y un AMG en estado puro.